A pocos meses de su lanzamiento, Periscope ha comenzado a tener una adopción fuerte en el mercado. Comentaba en un artículo anterior el surgimiento del social streaming y aunque aún no es masivo, he visto recientemente como –en el caso de Venezuela– algunos políticos y periodistas han comenzado a utilizarlo para comunicarse con sus audiencias en directo.

Además de ellos una “nueva” generación de “Periscopers –si me permiten el término– que al igual que los YouTubers han empezado a transmitir en directo a quien quiera ver, su vida(?). La movilidad vuelve a evolucionar y más allá de lo que pueda seguir ocurriendo con esta aplicación, si te parece que en lo personal o como marca, puedes sacar provecho de Periscope en tu estrategia digital, entonces te comparto este artículo con algunas prácticas para que tu transmisión –o broadcast– en Periscope sea de éxito, disminuyendo así tu curva de aprendizaje.

Periscope, Guía para una transmisión exitosa

Guía para realizar una transmisión exitosa en Periscope

Esta guía de ayuda está elaborada en tres partes: “Pre-transmisión”, “En-transmisión” y “Post-transmisión”. De tal manera que puedas saber qué hacer mejor antes, durante y después de la transmisión en Periscope, comencemos:

Pre-transmisión

  1. Agrega el enlace de tu sitio/blog en la Bio.
    En Periscope no hay dónde compartir un enlace a sitios web externos –como en Instagram que no los genera– así que toca usar la Bio. En dicha sección considera la limitación de 160 caracteres, y que además sólo mostrará de 117 a 122 caracteres cuando alguien vea tu perfil, todo lo demás queda oculto luego de esos 117 a 122 caracteres. Así que lo recomendable es que tu enlace quede antes de los primeros 117 caracteres. Así, durante tu transmisión puedes invitar a las personas a que vayan a tu Bio y hagan click en el enlace para que amplíen la información que necesites.
  2. Regístrate en Katch.
    Katch ha actualizado recientemente su servicio para integrarse con Periscope –antes sólo era exclusivo para Meerkat–, pero visto el crecimiento han sumado a la app de Twitter. La idea es que Katch te ayude a aumentar el alcance y puedas:

    1. Guardar automáticamente tus transmisiones en la nube
    2. Ver estadísticas rápidas sobre cada emisión
    3. Avanzar o rebobinar rápidamente mientras ves los vídeos guardados
    4. Descargar los vídeos
    5. Colocar vídeos en privado si quieres que sean públicos
    6. Compartir / Embeber tus vídeos
    7. Ver los comentarios en una barra lateral desplazable junto al vídeo!
    8. Ver quienes comentaron y enlazarte a sus perfiles en Twitter
  3. Programa mensajes en tus redes sociales.
    La única red social integrada a Periscope es Twitter, y obvio porque ellos son los dueños. Pero vistas las cosas hoy en día no sólo usamos Twitter y más si queremos que la difusión de nuestra transmisión sea lo más amplia posible, necesitamos recurrir a aplicaciones como IFTTT o Buffer. Particularmente IFTTT puede ayudarte a programar tareas que automáticamente publiquen –en Facebook por ejemplo– cuando haz iniciado una transmisión en Periscope. En este post hay una guía de IFTTT bastante buena.
  4. Prepara los título previamente para Twitter.
    Periscope permite que el título de tu transmisión tenga hasta 120 caracteres, sin embargo debes considerar que no podrás utilizarlos todos y que a su vez éstos se lean bien al salir como un tweet. Así que la idea es que el título de tu transmisión tenga un tamaño adecuado, editándolo primero en Twitter y cuidando que deje al menos 43 caracteres libres, luego copiar y pegar dicho título en Periscope.
  5. Cuida el “opening” de tu transmisión.
    Cuando pulsas el botón de “broadcast” ten en cuenta que de inmediato se activará la miniatura –y esto es lo que verá tu audiencia– y donde sea que esté apuntando la cámara, será lo que se muestre. Recuerda que es la cámara trasera la que se activa y esto no se puede cambiar. La sugerencia general es darle estética visual y contexto a la transmisión, algunas ideas al comenzar pueden ser:

    1. Mostrar tu sitio web
    2. Mostrar una nota escrita a mano
    3. Mostrar una gráfica o imagen muy visual de algún tipo
    4. Mostrar tu rostro
      Esto es particularmente importante para que la captura de pantalla destaque en Periscope de todas las otras transmisiones de otras personas en la aplicación.
  6. Ten preparado algo que decir.
    Es terrible ver una transmisión en la que la persona sólo dice “háganme preguntas”, o baila en silencio haciendo gestos ridículos. Si no tienes nada que decir, olvida hacer una transmisión en Periscope. En algún momento puede ser divertido decir “háganme preguntas”, pero la audiencia está esperando algo de valor en la transmisión.
Periscope
Periscope: ¿Quién transmite?

En-transmisión

  1. Dale un poco de tiempo a la audiencia.
    Cuando comienza la transmisión en directo puede que las personas se demoren en:

    • Recibir la notificación de que estás en vivo
    • Soltar cualquier otra aplicación que estén usando
    • Iniciar la aplicación de Periscope
    • Conectarse a una red estable para finalmente verte/escucharte 

      Así que mientras esto sucede lo que puedes hacer al comenzar es darle contexto a tu transmisión, para que las personas sepan dónde estás, qué estás haciendo, quizá algo como:
      “Hola a todos son las 3:15 aquí en la soleada Caracas. Acá estoy tomándome mi segunda taza de café del día de hoy, conectándome a Periscope, así que si van a acompañarme háganme saber desde dónde me están viendo.”
      Entonces podrás comenzar a introducir el tema que es la razón de tu transmisión en Periscope.

  2. Promueve que le den a compartir.
    Una vez explicaste de lo que vas a conversar, pide a los usuarios que le den tap al ícono “personas” y compartan la transmisión con sus seguidores si creen que les puede interesar. No subestimes el hecho de pedir que compartan, recordarlo está demostrado que suele ser bastante eficaz.
  3. Quédate dentro del cuadro de la cámara.
    Parece obvio, pero la idea es que la imagen se vea bien y no que hagas un zoom de tus fosas nasales. Así que asegúrate que tu cabeza está en el centro del vídeo, si te colocas muy abajo los comentarios no permitirán a las personas verte el rostro. El truco es que la cámara se encuentre en paralelo a tus ojos o ligeramente por encima de esa línea visual.

Post-transmisión

  1. Lo primero, guarda la estadística.
    Una vez finalices tu emisión, Periscope te presentará las estadísticas. Aquí lo que puedes hacer es realizar una captura de pantalla, que puedas utilizar para futuras consultas. Y mantener la opción de guardar el vídeo. Hecho esto, luego puedes…
  2. Cargar a Google Photos (o Dropbox, el que servicio que gustes).
    Sin duda el vídeo puede ocupar mucho espacio en tu teléfono, por lo que lo recomendable es subirlos a algún servicio de almacenamiento en la nube casi de inmediato. Puedes subir la captura de pantalla y el vídeo correspondiente en un album –cronológicamente–, para que luego puedas volver atrás y ver la evolución o mejora de tus transmisiones.
  3. Sigue a quienes participaron y comentaron.
    Las personas participan en tus emisiones son vitales para el crecimiento dentro de Periscope. Trata a cada uno de forma especial y única, procurando construir una relación. En Katch puedes ver los comentarios realizados en una barra lateral desplazable, puedes hacer click en los rostros de las personas e ir a su perfil en Twitter y profundizar el engagement. Hay muchas cosas por hacer aquí, un tweet que diga “Gracias por unirte a la transmisión” puede ser un buen comienzo.
  4. Programa una retransmisión.
    Tu vídeo vivirá en Periscope sólo por 24 horas, lo cual le agrega cierto nivel de urgencia a cualquiera que desee escuchar lo que tienes que decir y no haya podido estar en el directo. Entonces lo que puedes hacer es utilizar Buffer o Hootsuite, para programar una retransmisión incluyendo el enlace de la emisión inicial, así las personas sabrán que el vídeo estará disponible hasta dentro de x horas.Claro, con Katch puedes hacer que todas tus transmisiones estén disponibles en todo momento, pero aquí pierdes el efecto “urgencia” y las personas pueden excusarse más, posponiendo ver tu vídeo e inclusive no verlo confiando que siempre estará allí. Es algo para jugar.
  5. Aprende, mejora y repite.
    El mundo digital se trata de esto, de aprender de los errores, mejorar y volver a empezar, esto además es un beta permanente, por lo que quizá te sirva prestar atención a:

    • ¿Cuáles transmisiones son realmente buenas?
    • ¿Cuál es la hora del día más efectiva?
    • ¿Qué tipo de contenido resuena más con la audiencia?
    • ¿Quiénes son las personas que vuelven una y otra vez a tus emisiones? (les sale recompensa!)

Periscope es un fenómeno en plena ebullición, por lo que es una oportunidad para los early adopters, y para todo el que quiera aprender al máximo, puede que no te vaya también al inicio, pero es sólo cuestión de práctica y mejorar.

La clave –como en otras plataformas– es mantener el foco en un contenido que agrega valor, es interesante y propone una diferencia tangible a la audiencia.

¿Crees que hizo falta algo? No dejes de compartir este post con otras personas si te parece útil.

Sígueme en Twitter: @JESUSMACEIRA

Periscope: guía para una transmisión exitosa
Etiquetado en: